Cómo llegar

Una de las tantas ventajas que destacan al Zoológico de Budapest es que, a diferencia de la mayoría de los parques zoológicos ubicados en las grandes ciudades del mundo, se encuentra en pleno centro de la ciudad. Esta particularidad permite visitarlo de manera casual, paseando alrededor de sus bellos jardines y fenomenales construcciones, como si se tratara de calles dentro la ciudad misma.

Debido a esta ubicación central del zoológico, existen gran cantidad de opciones para llegar. Es recomendable utilizar el transporte público o una bicicleta para así no perder el tiempo en caso de que se trate de un día con intenso tráfico en la ciudad.

En bicicleta: quienes lleguen en bicicleta podrán estacionar las mismas en la entrada para los empleados del parque (Gazdasági Bejárat). El estacionamiento de bicicletas se encuentra a 250 metros a la derecha de la entrada principal del zoológico, sobre una pequeña calle llamada Verranó köz. Tenga en cuenta que luego de estacionar, deberá caminar hasta la entrada principal del zoológico. La tarifa por estacionar la bicicleta durante todo el día es de HUF 250 (menos de un 1 euro).

En transporte público: cogiendo la línea de subterráneo amarilla (M1) hasta la estación Széchenyi Fürdő. Dicha estación se encuentra a tan solo dos minutos caminando del Zoológico de Budapest. Otras opciones serán el tranvía 72 hasta la estación Állatkert, el 75 o el 79 hasta la estación Gundel Károly út, o los buses 20E, 30, 30A, 105 o 230 hasta la estación Hősök Tere.

En carro: las coordenadas a ingresar en el GPS serán latitud 47.5180236 y longitud 19.0775649. El estacionamiento, si bien es gratis en el boulevard del Zoológico, será difícil. La zona suele estar muy concurrida incluso los días de semana. Es por esta razón que sugerimos buscar lugar para parquear en 56'-osok tere, justo detrás de la Plaza de los Héroes, en su lado sur.

En caso de llegar en carro, tenga en cuenta que los automóviles mal estacionados serán multados, conduzca con cuidado y ¡disfrute del paseo!